Extracción de muelas del juicio

La extracción de muelas del juicio implica extraer los molares localizados en la parte posterior de la boca, conocidos como muelas del juicio o cordales que puedan estar provocando algún problema.

Las indicaciones para la extracción de muelas del juicio o cordales son la siguientes:

          • Causas inflamatorias
          • Pérdida ósea en la zona
          • Caries dentales no reconstruibles y daño a los dientes cercanos
          • Indicaciones para tratamientos de Ortodoncia
          • Quistes y/o Tumores
          • Indicaciones protésicas o preprotésicas
          • Dolores faciales
          • Tratamiento Cirugía Ortognática
          • Fracturas

Extracción de muelas del juicio

Las muelas del juicio normalmente aparecen entre los 17-24 años. Hay personas que nunca desarrollan las muelas del juicio pero es posible tener hasta 4, dos arriba y 2 abajo.

En muchos casos las muelas del juicio no causan problemas y en esos casos no es necesario extraerlas salvo que haya una indicación concreta. En aquellos casos en los que no hay espacio suficiente para que crezcan en la parte más posterior de la boca se les denomina “muelas del juicio impactadas o retenidas” y son las que pueden provocar dolor, edema, infecciones…

Extraer de forma quirúrgica las muelas del juicio es la forma de aliviar los síntomas de forma definitiva.

Intervención en la Extracción de Muelas del Juicio

Salvo en algunos casos más complejos, normalmente la intervención para la extracción de las muelas del juicio se realiza en la propia consulta con anestesia local.

La dificultad de la intervención así como las molestias en el posoperatorio dependerán sobre todo del nivel de inclusión y de su relación con el nervio dentario inferior.

En el IOMM contamos con especialistas en Cirugía Oral y Maxilofacial para la extracción de cordales o muelas del juicio en casos tanto sencillos como complejos.