La mordida cruzada es una maloclusión relativamente frecuente, especialmente en dientes temporales representando entre el 10 – 17% de todas las alteraciones oclusales. En casos de mordida cruzada posterior unilateral, los odontólogos y ortodoncistas en el Instituto Odontológico Maxilofacial de Madrid debemos descartar una desviación funcional mandibular, por lo que proceden a una exploración clínica detallada del caso, intraoral y extra-oral.

Mordida Cruzada tratamiento - Madrid, Toledo, Guadalajara

Mordida Cruzada tratamiento – Madrid, Toledo, Guadalajara

La mordida cruzada es una parte importante de las maloclusiones que aparecen en pacientes de ortodoncia en las clínicas dentales. En una mordida normal, los dientes que se encuentran en la arcada superior sobresalen por la parte de delante o por fuera de los de la arcada inferior.

Cuando esta situación es al contrario, es decir, cuando uno o más dientes de la arcada superior ocluyen por dentro de la arcada inferior es cuando lo conocemos como mordida cruzada en ortodoncia. Depende de dónde esté localizada esa maloclusión hablaremos de mordida cruzada anterior o mordida cruzada posterior, y podrá ser de 1 solo diente, de 2 dientes o de varios dientes.

Es fundamental en estos pacientes aplicar tratamientos de ortodoncia lo antes posible, aunque en primer lugar debemos valorar bien el caso y determinar sus causas.

Tipos de mordida cruzada

Hay distintos tipos de mordida cruzada unilateral:

Unilateral con maxilar normal y proceso dentoalveolar comprimido: el maxilar es normal, pero aparece una compresión de los procesos dentoalveolares en el sector posterior.

Unilateral con maxilar normal y proceso dentoalveolar comprimido de forma asimétrica: el maxilar, como anteriormente, es normal pero uno de los procesos dentoalveolares posteriores aparece comprimido, provocando una mordida cruzada unilateral en el lado de la compresión.

Unilateral con maxilar comprimido y un proceso dentoalveolar vestibulizados: aparece un maxilar estrecho con uno de los procesos dentoalveolares vestibulizados para compensar ese estrechamiento maxilar y poder ocluir de forma normal.

Mordida cruzada bilateral

Asimismo, otra anomalía bastante habitual que presentan nuestros pacientes, es la mordida cruzada bilateral. Según varios estudios, la prevalencia de esta, se sitúa entre el 8 – 16%, y son más habituales las unilaterales que las bilaterales. Como anteriormente, hay distintas tipologías de mordidas cruzadas bilaterales.

Según el origen de la mordida cruzada en ortodoncia podemos tener

  • dental: los huesos maxilares presentan tamaño normal, y los dientes se inclinan hacia el interior.
  • esquelética: el maxilar superior es más estrecho que la mandíbula. En estos casos, a pesar de que los dientes están bien posicionados en relación con el hueso, los dientes superiores quedan por dentro de los inferiores.
  • cruzada mixta: combinación de las anteriores.
  • cruzada funcional: es bastante frecuente en la dentición temporal o mixta y en estos casos las líneas medias aparecen desviadas en la posición de máxima intercuspidación, pero se centran en apertura.

Diagnostico y tratamiento de la mordida cruzada

Mordida Cruzada tratamiento - Madrid, Toledo, Guadalajara

Mordida Cruzada tratamiento – Madrid, Toledo, Guadalajara

Es fundamental diagnosticar y tratar de forma precoz las maloclusiones y la mordida cruzada funcional, en caso contrario podrían provocar un crecimiento asimétrico de la mandíbula provocando en el futuro una mordida cruzada ósea complicada de tratar.

Para el diagnóstico correcto es necesario realizar un correcto interrogatorio, una valoración del aspecto general y facial de los pacientes, un estricto examen bucal (de arcadas en oclusión y en reposo) y un estudio radiográfico en detalle.

Edad en la qué aparece la mordida cruzada

Puede aparecer a cualquier edad. De cualquier modo es fundamental el tratamiento de ortodoncia precoz ya que puede llegar a provocar una alteración del correcto crecimiento y desarrollo facial, aumentando así la posibilidad de futuros problemas óseos, dentales, musculares, articulares y funcionales provocando una asimetría facial y estética.