El afta bucal es una llaga abierta o úlcera que provoca dolor en la boca.

Afta BucalEs de color amarillo o blanco, y aparece con una zona roja y brillante a su alrededor. Las aftas bucales no son cancerosas.

Un afta bucal no es lo mismo que una calentura o herpes labial.

Causas del afta bucal

El afta bucal es muy frecuente.

Éstas pueden aparecer por infecciones virales, aunque en otros casos no se puede completar la causa que las provoca. El afta bucal puede en algunos casos estar asociada a algunos problemas del sistema inmunitario.

Además las aftas bucales podrían ser motivadas por:

  • lesiones bucales por alguna tratamiento dental,
  • limpiezas dentales agresivas,
  • mordisco en la mejilla o la lengua,.

Aunque también hay otros factores que pueden provocar un afta bucal, entre ellas incluyen:

  • el estrés,
  • carencia de algunas vitaminas y minerales en nuestra dieta sobre todo el ácido fólico el hierro y la vitamina B 12,
  • los cambios hormonales,
  • alergias aciertos alimentos.

Las mujeres tienen más propensión a tener aftas bucales que los hombres. Pueden ser hereditarias. Cualquier persona puede tener un afta bucal.

Síntomas del afta bucal

Los síntomas del afta bucal incluyen entre otros:

  • manchas o protuberancias dolorosas que pueden transformarse en una úlcera abierta,
  • tienen el centro de color amarillo o blanco,
  • suelen tener un tamaño pequeño,
  • y alguno de los síntomas menos frecuentes podrían ser: la fiebre, el malestar general y ganglios linfáticos inflamados.

Diagnóstico del afta bucal

El médico especialista en Cirugía Maxilofacial, puede realizar un diagnóstico adecuado simplemente observando la úlcera que ha aparecido.

Pero si el afta bucal sigue apareciendo y se mantiene en el tiempo tenemos que realizar otro diagnóstico, para conocer las causas que lo están originando, como podrían ser las alergias a medicamentos infecciones por herpes y liquen plano, o eritema multiforme.

En algunos casos podría ser necesario realizar una biopsia.

No hay que olvidar que las aftas bucales no son tumores. De cualquier forma si es verdad que hay algunos tipos de cáncer, que pueden aparecer como una úlcera bucal que no se cura.

Tratamiento del afta bucal

Normalmente las aftas bucales desaparecen sin ningún tratamiento.

Y el dolor habitualmente en unos cuantos días se ha reducido completamente y algunos síntomas podrían durar hasta unos 15 días.

Es importante que contacte con el médico especialista en aquellos casos donde:

  • el acta bucal o la úlcera bucal no desaparece después de aproximadamente dos semanas,
  • también si tiene aftas bucales más de dos o tres veces al año,
  • y muy especialmente si el afta bucal o úlcera se acompaña de otros síntomas como podrían ser la diarrea la fiebre el dolor de la cabeza o incluso erupción cutánea.