Clínica dental para niños y adultos con discapacidad y/o atención especial

Disponemos de un equipo de profesionales odontólogos y anestesistas especialistas en tratamientos con pacientes especiales.

Clínica dental en Madrid para pacientes discapacitados o con necesidades especiales

En IOMM, ofrecemos servicios de asistencia dental a pacientes (niños y adultos) cuya discapacidad física o psíquica indique la aplicación de sedación consiente y/o anestesia cuando sea necesario realizarles una exploración o un tratamiento de asistencia dental, garantizando una asistencia efectiva con todas las garantías.

Los pacientes especiales son aquellos en los que aparecen signos y/o síntomas de orden físico, mental o sensorial, así como de comportamiento, entre otros:

  • Pacientes autistas.
  • Pacientes con discapacidad psíquica-física-sensorial-mental.
  • Pacientes con multitratamientos médicos.
  • Pacientes con manejo dificultoso (no colaborador).
  • Pacientes oncológicos.
  • Pacientes con problemas de coagulación, diabéticos, hipertensos, etc.

Sedación consciente en pacientes discapacitados y con necesidades especiales

La sedación consciente no puede aplicarse en cualquier clínica dental, debido a que para aplicarla es necesario contar con la presencia de un médico anestesista durante el tratamiento completo.

El anestesista será el encargado de monitorizar las constantes vitales del paciente, y de controlar el grado de sedación adecuado en cada caso.

  • Contamos con un equipo de Médicos especialistas en Anestesiología expertos en Sedación Consciente.
  • Monitorización avanzada de constantes vitales (ECG, tensión arterial, pulsioximetría).
  • Material de seguridad médica (Ambú, fuente de oxígeno, desfibrilador semiautomático).
  • Valoración médica previa. Consentimiento informado. Seguro de Responsabilidad Civil.

Tratamiento dental en pacientes con necesidades especiales

Los pacientes con necesidades especiales requieren de tratamientos dentales, enfocados a la prevención y el tratamiento de los problemas más habituales en su situación, entre otros:

  • problemas derivados de una mala higiene bucal (caries, sarro…),
  • falta de dientes en edades muy precoces,
  • bruxismo,
  • hipersensibilidad dentaria.,
  • problemas de deglución,
  • etc.