Fumar con implantes dentales

La nicotina provoca que llegue menos oxígeno a nuestros tejidos, lo que provoca a su vez un debilitamiento de la estructura ósea que soporta a los implantes. Por ello, el hueso no se acopla al implante, apareciendo dolor y finalmente hay que extraer la prótesis.

Riesgos de fumar con implantes

Fumar con implantes, pueden suponer unos resultados no satisfactorios, tras someternos a un tratamiento con implantes dentales en Madrid, incluso cuando no hay ningún otro factor de posible riesgo de fracaso adicional.

El tabaco y sus efectos en los implantes dentales

Algunos de los efectos de fumar con implantes

  • provoca una disminución de aporte sanguíneo hasta el hueso, la encía y la mucosa que los rodea
  • modifica las propiedades de los tejidos blandos de la boca
  • retrasa el proceso de cicatrización, por lo que facilita la posibilidad de infección en implantes dentales en la zona tratada y la capacidad de reparación de las lesiones se disminuye.

Todo esto hace que a día de hoy, sepamos que el % de implantes que fracasan en los pacientes fumadores es mayor que en los no fumadores.

De cualquier modo, el tabaco no supone una contraindicación absoluta para este tratamiento, pero animamos a todos los pacientes que intenten reducir su consumo de tabaco, incluso la posibilidad de dejar de fumar antes del tratamiento.

También se ha estudiado que dejar de fumar después de la cirugía, mejora la supervivencia del implante.